Que el avance de la pandemia no nos haga más vulnerables a las y los trabajadores y trabajadoras

Frente al progreso de la pandemia en Entre Ríos, declaramos desde las conducciones de ATE y AGMER:

Estamos atravesando los días más difíciles en la provincia, en relación al progreso de una enfermedad que ya –en algunas ciudades de los departamentos- se ha declarado de circulación comunitaria.

Frente a esto, los trabajadores estatales entrerrianos insistimos en que la situación sanitaria de la población ante la pandemia va en camino de ser cada vez más crítica, que puede empeorarse aún más y que los serán los trabajadores y trabajadoras (ocupados y desempleados) los más perjudicados en este contexto.

En esa dirección demandamos al Ejecutivo de la provincia que favorezca, principal y fundamentalmente, a los sectores más vulnerables.

Necesitamos que los derechos de los trabajadores, sobre todo de aquellos que se encuentran en la trinchera, se protejan y reconozcan efectivamente, no que se expongan a su precarización mediante el debilitamiento de las condiciones de trabajo o de retenciones salariales injustas

Las y los trabajadores entrerrianas y entrerrianos -estatales y privada/os, ocupadas/os y desocupadas/os, activas/os y jubiladas/os- estamos en una situación cada vez más desesperante, padeciendo todavía más las desigualdades sociales que caracterizan a nuestra sociedad. Condiciones que se agravan cada minuto que pasa.

A su vez, llamamos a los entrerrianos a consolidar nuestros lazos solidarios y a reforzar las medidas sanitarias que exige el aislamiento social y preventivo, tal como lo advierten nuestros trabajadores de la salud. Si recrudece aún más la pandemia -como buscan algunos sectores irresponsables- quienes indefectiblemente padeceremos más angustia somos los sectores trabajadores.

Exigimos al gobierno respuestas concretas e inmediatas hacia los trabajadores estatales. Demandamos urgente recomposición salarial y la derogación de los artículos 4,5,6 de la denominada Ley de Emergencia, denunciada desde nuestras organizaciones como de ajuste, sosteniendo que debe establecerse una legislación que haga contribuir equitativamente a la sociedad entrerriana de manera verdaderamente solidaria en esta nueva e inédita situación.

 Insistimos en que el Estado debe financiarse sobre todo de los sectores más concentrados y en mayor medida de aquellos cuyos ingresos están astronómicamente por encima de la línea de pobreza y que siguen esquilmándonos, a pesar de la situación desesperante en la que vivimos, y rapiñando sobre los vulnerados bolsillos de las y los trabajadoras y trabajadores.

Deja una respuesta